user preferences

New Events

Venezuela / Colombia

no event posted in the last week

Correspondencia sobre la manifestación contra las FARC

category venezuela / colombia | imperialismo / guerra | opinión / análisis author Monday February 04, 2008 01:35author by José Antonio Gutiérrez Report this post to the editors

Correspondencia respecto a la manifestacion convocada por el uribismo contra las FARC
15botero.jpg

Querida L., muchas gracias por tu respuesta y me alegra que podamos entablar un diálogo respetuoso sobre temas muy dolorosos. Como dices, no es parte solamente de la realidad colombiana, sino que de la realidad de toda nuestra hermosa América.

Quiero aclararte una cosa de partida: no se trata de imponer ideas, sino que de discutirlas. Aprecio, por tanto, que tú tengas tus ideas, pero confrontándolas y discutiéndolas en un sentido respetuoso, debiera ayudar a comprender qué ideas son erróneas y qué ideas son correctas. Por eso la discusión es fundamental -si nadie me disctue, yo puedo vivir, por toda la eternidad, en el error. Y lamentablemente, en Colombia, como en otros países de nuestras latitudes, la discusión es una cualidad que brilla por su ausencia. Todos los medios "informativos" (empezando por el Tiempo) son extremadamente serviles a los grupos que han estado en el poder desde comienzos de la vida republicana. Funcionan más como maquinarias de propaganda para los gobiernos de turno que entregando hechos para que la ciudadanía se forme su opinión. Por tanto mucha de la información que compartimos respecto a las violaciones cotidianas a manos del paramilitarismo y del terrorismo de Estado, es información que jamás escucharas en la tele, o verás en los diarios, y la cual obtenemos por nuestra relación directa con gente que ama tanto a su pueblo, que arriesgan la piel por construir una sociedad distinta. Y su amenaza principal no viene de las FARC (aunque muchas veces éstas también les atacan) sino que de un gobierno y de un paramilitarismo que son los responsables de cerca del 80% de violaciones en Colombia. Esto no es un cálculo alucinatorio, sino que lo puedes comprobar, con números exactos en los informes de derechos humanos que te adjunté y en algunos otros que te puedo hacer llegar si así lo deseas.

Claro que no se trata simplemente de números, sino que de valores éticos fundamentales. Sea un 10% o un 100% de los casos, un grupo que incurre en violaciones hacia civiles indefensos es siempre censurable y debe ser condenado. Pero si condenamos a un solo sector, y no a todos los que han estado desangrando a Colombia por más de 5 décadas, estamos manteniendo un silencio cómplice y estamos siendo desleales con aquellas otras víctimas que se echan fácilmente al olvido (por indios, por pobres, por negros, o por lo que sea). Y creo que la manifestación del 4 de febrero, si solamente se mencionará a las FARC, será un juego extremadamente hábil, a la vez que bajo, para manipular el sentimiento de rechazo que muchos sienten, con toda razón, en contra de ciertas acciones de éste grupo insurgente. Pues las mismas acciones de todos los otros sectores (incluido el gobierno) que han sistemáticamente violado derechos humanos, tanto o más que las FARC, no serán mencionados. Un montón de víctimas serán barridas debajo de la alfombra. Y el para-gobierno, responsable de tolerar y apoyar a las AUC y hoy en día a las Águilas Negras, y de violar él mismo mediante el ejército, los derechos humanos, podrá desviar la atención de su propia cuota de responsabilidad. Denunciémolos a todos, entonces. Porque todos los derechos humanos valen lo mismo, no?

Dices que la manifestación no es política y que, por lo mismo, no se puede mencionar ni el Plan Colombia ni las políticas del gobierno. Pero déjame decirte que es una manifestación extremadamente política: la violencia en Colombia es un fenómeno político y denunciar, por tanto a uno sólo de los actores del conflicto, es posicionarse frente a éste tomando partido por uno de los bandos -en este caso, por un gobierno aliado a paramilitares de derecha. Si la manifestación no es política, entonces, por qué las embajadas y consulados en todo el orbe la han apoyado? Por qué los funcionarios del gobierno la aplauden? Por qué se prepara justo una nueva escalada militar coincidentemente con la realización de la manifestación? Por qué entonces la declaración habla de "grupo terrorista de izquierda"? Si no fuera una manifestacion política, lo "de izquierda", sale sobrando y se limitaría a decir "terrorista". Pero es que, al parecer, a los organizadores les molesta el "terrorismo" solamente si es de "izquierda". Si el terrorismo es de Estado o de derecha, seguramente que lo aplauden. En fin, decir que la manifestación no es política, es una argumentación pueril e insostenible. Es política, y de la peor política: de la que se esconde detrás del anonimato y de la negación de sus fines, para que estos no puedan ser cuestionados. Si reconocieran que son uribistas, entonces, se ponen al alcance de la crítica. Pero quizás por vergueza es que no son capaces de reconocer públicamente sus posicionamientos políticos. Y como todo el Estado y su multitud de funcionarios, se ponen así más allá de cualquier sentido de rendición de cuentas.

Además, al contrario de lo que planteas, el conflicto en Colombia no es solamente alimentado por grupos ilegales: el mismo gobierno, que debiera ser en teoría garante de la ley, se ha puesto en constante violación de las normas que ellos mismos debieran salvaguardar. El escándalo de la parapolítica lo evidenció todo. La mayor parte de los más de tres millones de desplazados, son a causa del gobierno. Un gobierno que como estrategia de guerra hambrea los pueblos indígenas de la Sierra Nevada, pues dice que si sube mucha comida alimentarán a los guerrilleros. Tal práctica es absolutamente contraria a las convenciones de Ginebra que Colombia, voluntariamente, suscribió. Toda esta información, y más, la encuentras en aquellos documentos.

De hecho, puedo adelantar que si hay algún grupo radical en Colombia, este es el gobierno -pues casi todos los otros grupos se han mostrado abiertos a la solución política, mientras el gobierno está obsesionado solamente con la vía militar. Aún cuando los familiares de las víctimas imploran un acuerdo humanitario. Y en ello también hay un gran doble estándar y una manipulación: por qué se llena el gobierno la boca hablando del drama de los secuestrados y después hace oídos sordos a las propuestas de los mismos familiares. Esto demuestra que su posición no tiene de nada más que de oportunismo.

Es verdad que cada cual ve la fiesta según le haya ido en ella. Es verdad que cada uno interpreta los datos de manera personal. Pero hay cosas que son demasiado obvias como para pasarlas por alto. Y todo lo que aquí decimos se respalda con cifras y con hechos contundentes: la muerte no puede ser interpretada más que en un solo sentido. Y el conteo de muertos habla por sí solo.

Me encantaría poder participar de una manifestación contra la violencia junto a todos los colombianos de buenos sentimientos. Pero lo que vamos a presenciar no es una manifestación contra la violencia, sino que una manifestación solamente contra las FARC. Tal manifestación tendrá como efecto fortalecer a los parapolíticos, sepultar de la conciencia nacional a la mayoría de las víctimas y reforzar la salida militar como única solución. Y eso no traerá la paz, sino que más guerra, más violaciones a la "soberanía nacional" que tanto te obsesiona (mediante más Plan Colombia) y aunque aplastaran a las FARC -que no lo van a hacer- aún quedarán los responables de las otras violaciones y de las otras violencias. Y el ciclo comenzará nuevamente: como comenzó nuevamente desdpués de 1954, como comenzó nuevamente después de 1964, como comenzó nuevamente después de 1985 (cuando se desmovilizó un sector importante de las FARC que formaron la UP para luego ser exterminados).

Quien a hierro mata, a hierro muere. El que habla solamente el lenguaje de la guerra, no engendrará paz. Es una ley de vida, querida L., y siento mucha tristeza de que la lucidez para apreciar tan diáfanas verdades sea una cualidad aún esquiva.

No puedo participar en una manifestación si nos olvidamos de aquellos que, por pobres, no por ello sufren menos. No puedo participar en una manifestación por la paz, que toma partido de uno de los sectores de la guerra. No puedo gritar contra la violencia de las FARC, si nos olvidamos de la violencia del Estado y de las AUC y de todas sus sucesivas re-encarnaciones. No puedo, y no quiero, olvidarme de aquellos amigos míos perseguidos, asesinados y torturados en Colombia. No puedo ni quiero tomar parte de una manifestación que no hable de mis hermanos desplazados en Valledupar por el paramilitarismo (siete mil almas viviendo encima de aguas puercas, mientras los paramilitares se pasean a sus anchas por las tierras que les arrebataron y que gracias a las facilidades que les da Uribe con el estatuto de desarrollo rural harán legalmente suyas) -a ellos los conocí, con ellos compartí y por respeto a su dolor, por respeto y lealtad, no podré fallarles ahora. No participaré cuando ellos mismos no querrán participar de una movilización que ignora su propio dolor. No participaré, cuando quienes se arrogan el derecho a hablar por los secuestrados ignoran las palabras de los familiares de los secuestrados que piden acuerdo humanitario ya! No participaré hasta que no se hable de todos los secuestrados, incluidos los que ha secuestrado el Estado y hoy deja podrirse en cárceles inmundas bajo cargos falsos y los que ha secuestrado y desaparecido el paramilitarismo.

Quisiera participar: pero participaré solamente si los denunciamos a todos. FARC, paramilitares y gobierno (incluyendo la responsabilidad que toca a quienes desde el extranjero financian la guerra, partiendo por el país del dólar). Si buscamos una manera ya de solucionar el conflicto que sea civilizada y que no sea la solucion del garrote. Ahí yo si participaré activamente y gritaré contra todos los grupos que violentan a los débiles o a los civiles. Si hay colombianos que tienen ese coraje para hablar verdades inconvenientes, si hay colombianos que valoren igual la vida de todos y no solamente la de aquellos de su bando, si hay colombianos que estan dispuestos a salir del circulo bárbaro de la violencia, mis manos están deseosas de unirse a las suyas y construir juntos un futuro mejor. Ojalá tu seas una de esas colombianas y colombianos y quieras aprovechar la ocasión para denunciarlos a todos. Lamentablemente, tal cosa no está en la agenda de los organizadores, y éstos se han opuesto activamente a que se hable de la otras violaciones las cuales les parecen aceptables. Por tanto, seré leal con los millones de desplazados que no marcharán, con los miles de muertos aún en fosas comunes que tampoco marcharán, y guardaré mis energías para seguir apoyando, como llevo ya años haciéndolo, a esa labor cotidiana de acompañamiento y apoyo a las voces que desde hace décadas luchan por una Colombia nueva, pese al terror y al amedrentamiento.

This page can be viewed in
English Italiano Deutsch
¿Què està passant a Catalunya?

Front page

Noi comunisti anarchici/libertari nella lotta di classe, nell'Europa del capitale

Luttons contre le harcèlement et toutes les violences patriarcales !

The Old Man and the Coup

Hands off the anarchist movement ! Solidarity with the FAG and the anarchists in Brazil !

URGENTE! Contra A Criminalização, Rodear De Solidariedade Aos Que Lutam!

¡Santiago Maldonado Vive!

Catalunya como oportunidad (para el resto del estado)

La sangre de Llorente, Tumaco: masacre e infamia

Triem Lluitar, El 3 D’octubre Totes I Tots A La Vaga General

¿Què està passant a Catalunya?

Loi travail 2017 : Tout le pouvoir aux patrons !

En Allemagne et ailleurs, la répression ne nous fera pas taire !

El acuerdo en preparacion entre la Union Europea y Libia es un crimen de lesa humanidad

Mourn the Dead, Fight Like Hell for the Living

SAFTU: The tragedy and (hopefully not) the farce

Anarchism, Ethics and Justice: The Michael Schmidt Case

Land, law and decades of devastating douchebaggery

Democracia direta já! Barrar as reformas nas ruas e construir o Poder Popular!

Reseña del libro de José Luis Carretero Miramar “Eduardo Barriobero: Las Luchas de un Jabalí” (Queimada Ediciones, 2017)

Análise da crise política do início da queda do governo Temer

Dès maintenant, passons de la défiance à la résistance sociale !

17 maggio, giornata internazionale contro l’omofobia.

Los Mártires de Chicago: historia de un crimen de clase en la tierra de la “democracia y la libertad”

Strike in Cachoeirinha

© 2005-2017 Anarkismo.net. Unless otherwise stated by the author, all content is free for non-commercial reuse, reprint, and rebroadcast, on the net and elsewhere. Opinions are those of the contributors and are not necessarily endorsed by Anarkismo.net. [ Disclaimer | Privacy ]