user preferences

New Events

Internacional

no event posted in the last week

Un rechazo necesario e impostergable

category internacional | migración / racismo | opinión / análisis author Monday October 29, 2007 21:56author by Henry Boisrolin - CDHA Report this post to the editors

El Dr. John Watson, Premio Nobel de Medicina en 1962, afirmó que los "negros" son menos inteligentes que los "blancos". Ese científico estadounidense, especialista en Genética, pronunció esa sentencia durante una entrevista al diario británico The Sunday Times. La información fue publicada por distintos medios de prensa el jueves 18 de octubre último pasado en varios países del mundo. Cabe recordar que Watson tiene 79 años, por ende ha vivido bastante para saber que las palabras de un científico de su nivel son siempre consideradas como sagradas por esa gran parte de la humanidad que sigue creyendo - de manera errónea, a mi entender - en el paradigma eurocentrista que plantea que la CIENCIA es el único medio válido para obtener conocimientos. De ahí, pienso, entonces, que el Dr. Watson debe estar muy seguro de su "verdad" para hablar de manera tan categórica como lo hizo.

Tan seguro está el hombre que añadió: "No existe razón firme para pensar que hayan evolucionado de manera idéntica las capacidades intelectuales de personas separadas geográficamente en su evolución". Luego terminó con otra perla: "....para ello no bastará nuestro deseo de atribuir capacidades de raciocinio iguales, como si fueran una herencia universal de la humanidad. La gente que tiene que tratar con empleados negros sabe que eso no es así". Además aseguró que los genes responsables de las diferencias de inteligencia entre los humanos podrán ser encontrados en el plazo de una década.

En primer término, cabe subrayar que utilicé las palabras "negros" y "blancos" con comillas, porque entiendo que dichos conceptos no poseen valor científico alguno. Además, como provienen directamente del arsenal teórico de la antropología eurocentrista que determinó de manera totalmente arbitraria la clasificación de la especie humana en "razas", y como se ha demostrado que desde el punto de vista biológico y transhistórico "las razas" carecen totalmente de entidad, me pareció prudente proceder de esa forma para evitar malas interpretaciones o confusiones acerca de mi pensamiento. Y digo clasificación arbitraria, porque si un antropólogo utiliza el término "raza" como esquema de clasificación, según el gusto del investigador o de la cuestión bajo estudio, él podrá clasificar la humanidad en 10, 20 ó 1000 "razas", pero sin poder discutirlas racionalmente, salvo para señalar las contradicciones lógicas y propias de cualquier modelo de clasificación. La "raza", entonces, es un verdadero mito.

Esa conducta mía se basa también en la convicción de que para enfrentar con éxito esos prejuicios trivializados por varios científicos eurocentristas - tal cual calificaría al Dr.Watson - y medios de comunicación afines, hace falta de un esfuerzo hasta de reconstrucción de categorías sabiendo que el arsenal conceptual del eurocentrismo es sumamente frágil sobre todo en esta materia. Se trata pues de una reconsideración de algunos fundamentos que han servido también de base a nuestra propia formación en los países periféricos desde la infancia hasta los niveles superiores de educación académica. Una reconsideración que hace parte de una lucha política por cambiar estructuras socio-eonómicas basadas en la explotación del hombre por el hombre; es decir, por hacer desaparecer las condiciones históricas que permitieron el surgimiento del racismo, enfrentando luego los resabios del mismo en las personas a partir de análisis psicológico, trabajo de educación e información.

En segundo lugar, confieso que me resulta un poco curioso ese comportamiento netamente kantiano asumido por el Dr. Watson. Realmente me llama la atención que a esta altura del desarrollo de los estudios realizados por varios colegas de Watson rechazando con elementos de análisis bastante profundos esa división de la especie humana en "razas", demostrando además que no existe diferencia alguna en los niveles de inteligencia entre los seres humanos cualquiera sea su fenotipo y que la humanidad entera es el resultado de un mestizaje cultural y biológico, que el eminente genetista estadounidense los desconociera o los despreciara. Incluso, la ONU desde 1959 sostuvo la misma posición al pronunciarse en contra de la utilización del término"raza". También la UNESCO (Organización de las Naciones Unidas para la Educación y la Ciencia) en una Declaración difundida desde octubre de 1967 - hasta ahora jamás rebatida -, entre otros puntos importantes, sostuvo:

.- Todos los hombres que viven en nuestro tiempo pertenecen a la misma especie y descienden del mismo tronco.
.- La división de la especie humana en "razas" es en parte convencional o arbitraria y no implica ninguna jerarquía en ningún orden. Numerosos antropólogos señalan la importancia de la variabilidad humana pero piensan que las divisiones "raciales" tienen un interés científicamente limitado y pueden llevar a una generalización abusiva.
.- En el estado actual de los conocimientos biológicos, no sabríamos atribuir las realizaciones culturales de los pueblos a diferencias de potencial genético. Las diferencias entre las realizaciones de los diversos pueblos se explican totalmente por su historia cultural. Los pueblos del mundo actual, parecen poseer potenciales biológicos iguales que les permiten alcanzar cualquier nivel de civilización.

¿Cómo el Dr. Watson puede ignorar tal Declaración y la posición de la ONU? ¿Cómo puede pasar por alto el resultado de la Conferencia Mundial organizada por la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de las Naciones Unidas contra el racismo y la discriminación racial, la xenofobia y las formas conexas de intolerancia (CMCR) desarrollada en Durban (Sudáfrica) del 31 de agosto al 8 de diciembre de 2001?. Allí se identificó a la esclavitud y el tráfico de esclavos como crimen contra la humanidad. ¿Cómo puede no saber que ha sido también en nombre de la supuesta superioridad de la "raza blanca" que varios "científicos" intentaron justificar de manera cínica y perversa la importación de los "negros" (término de la jerga colonialista que designa a los habitantes de África) para servir como esclavos en América sin olvidar también el genocidio de varios pueblos originarios en la misma época? ¿Cómo puede ignorar que el nazismo elevó el culto de la "raza aria" a un nivel tan cruel que logró, luego de su derrota militar y política en el campo de batalla, una condena generalizada? ¿Cómo el Dr. Watson no se percató del recrudecimiento, sobre todo en Europa, del racismo y sus nefastas consecuencias en contra de los inmigrantes provenientes de los países periféricos? ¿Cómo puede no interpretar como inhumano la construcción del muro por parte del gobierno estadounidense en la frontera con México para impedir la llegada de trabajadores mexicanos a su territorio?

Obviamente no puedo responder en su lugar a tantas preguntas de carácter netamente personal, sólo ante tal situación admito que me sorprendió sobremanera la ligereza con la que habló el Dr. Watson cayendo en un anacronismo tan trivial. Además pienso que su actitud es indigna de un científico, pues no tiene nada de objetividad y está impregnada en todos sus aspectos de resabios del colonialismo.

Ha quedado claro, creo, que los dichos del Dr. Watson no son nuevos, y siguen siendo tan erróneos e inhumanos como antes. Y al persistir así en la elaboración de categorías que alimentaron –y alimentan- tantos genocidios en la historia, y cuando la propia FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación) informó que existe un orden social (globalización capitalista mediante) que cada 24 horas se cobra el precio de 100.000 vidas, es decir, señaló, que cada año desaparece un país del tamaño de Colombia o Argentina, es necesario e impostergable rechazar ese comportamiento del Dr. Watson, esperando que las explicaciones que dio después del revuelo que causaron sus declaraciones sean en un futuro próximo más sinceras y un poco más profundas.

Henry Boisrolin
Coordinador del Comité Democrático Haitiano en Argentina
28 de octubre de 2007

This page can be viewed in
English Italiano Deutsch
Neste 8 de Março, levantamos mais uma vez a nossa voz e os nossos punhos pela vida das mulheres!
© 2005-2019 Anarkismo.net. Unless otherwise stated by the author, all content is free for non-commercial reuse, reprint, and rebroadcast, on the net and elsewhere. Opinions are those of the contributors and are not necessarily endorsed by Anarkismo.net. [ Disclaimer | Privacy ]