user preferences

New Events

Francia / Bélgica / Luxemburgo

no event posted in the last week

Más allá de la reforma de las pensiones: Entrevista sobre la Huelga General en Francia

category francia / bélgica / luxemburgo | workplace struggles | entrevista author dimanche décembre 29, 2019 22:49author by Black Rose Anarchist Federation - BRRN Report this post to the editors

Entrevista con un miembro de la Unión Comunista Libertario (UCL) en Francia

Mientras los trabajadores franceses lanzaban una huelga general cerrando las principales ciudades con manifestaciones masivas, presentamos esta entrevista sobre la situación actual con un miembro de la Unión Comunista Libertaria (UCL). Que se fundó a mediados de 2019 con la fusión de las plataformas de grupos Alternativa Libertaria y Coordinadora de Grupos Anarquistas. Esta entrevista ha sido editada para mayor claridad. [English]
francefirefighter1_1.jpg


¿Cuándo comenzó esta huelga general y cuales son sus motivos?

UCL: A mediados de septiembre, los trabajadores del metro de París lanzaron una poderosa huelga de 24 horas. Esto animó a una gran parte de la clase obrera y decidieron iniciar una huelga ilimitada a partir del 5 de diciembre de otros sectores, como los ferroviarios, empezaron a llamar a la huelga en esa fecha. Finalmente, todos los sindicatos, excepto la central reformista CFDT, que está a favor del gobierno, llamaron a la huelga el 5 de diciembre y ya estaba claro que algunos sectores no volverían a trabajar después de esa fecha.

El tema principal al que se oponen los sindicatos es la reforma de las pensiones. Desde el final de la Segunda Guerra Mundial, el sistema de pensiones se basa en la solidaridad entre generaciones y en sistemas específicos en algunos sectores. Este sistema de solidaridad no es perfecto pero es la consecuencia de grandes luchas y sacrificios de los trabajadores durante y después de la guerra. Gobiernos anteriores ya habían intentado propuestas similares, como en 2003 o 2010. Y también hubo grandes luchas durante estos tiempos. Pero ahora el presidente francés Emmanuel Macron y los empresarios que lo respaldan están dispuestos a poner en marcha un cambio completo del sistema. El objetivo es borrar todas las conquistas de los diversos sectores de la clase obrera y bajar las pensiones en general. Pero, por supuesto, la desconfianza va más allá de la reforma de las pensiones: ahora está claro que Macron gobierna para los patrones y los ricos, particularmente después de un año del levantamiento de los Chalecos Amarillos y algunas otras reformas realizadas como la del desempleo.

BRRN: ¿Cómo se relacionan estos cambios propuestos para el sistema de pensiones con otras reformas iniciadas o propuestas por el gobierno de Macron?

UCL: Macron es un novato en política. Aunque se formó de la misma forma que otros políticos - en "Grandes Escuelas" como E.N.A (Colegio "Normal" de Administración) - dice no molestarse con las viejas recetas. Con esto no quiere decir que sea una especie de socialista de nuevo cuño. Lo que quiere decir con esto es que no le importa cuál sea el status quo, o cuáles los compromisos históricos alcanzados entre los trabajadores/patrones y los trabajadores/Estado, aplicará su visión de un neoliberalismo idealista donde los nuevos empresarios son los nuevos líderes y la solidaridad es sólo una palabra vacía.

De esta manera, encontró aliados estratégicos en la patronal y en los altos cargos de la administración. En general, ha favorecido a los ricos desde el momento mismo de su llegada al poder, suprimiendo los impuestos sobre la riqueza, liberalizando sectores clave (liberalizó el sistema de transporte de personas al ser Ministro de Economía), suprimiendo los derechos de los exiliados y los desempleados, etc. Pero una moneda tiene dos caras y esto no puede funcionar sin el aumento de la represión para los pobres cuando protestan. En un año de los Chalecos Amarillos, ha habido cerca de 11.000 personas detenidas por su participación en este movimiento social, miles fueron heridas y/o condenadas. Un periodista que se ha centrado claramente en el trabajo policial durante el último año dice que la policía ha causado tantos heridos (ciegos y mutilados de un ojo) como en los últimos 20 años de movimientos sociales - incluyendo grandes movimientos sociales y disturbios como el levantamiento de las banlieues en 2005 [levantamiento de jóvenes mayoritariamente norteafricanos en los suburbios de París en torno al desempleo y el racismo] y la reforma de la CPE en 2006 [intento de introducir un proyecto de ley de empleo juvenil que creara salarios más bajos y menos protecciones].

Pero hay que tener claro que Macron no es el problema en sí mismo. Es la nueva cara que permite a los librecambistas acelerar la aplicación de su política y esto es sólo un paso más en la misma dirección que los gobiernos anteriores, tanto de derechas como de izquierdas.

BRRN: ¿Qué sectores están más comprometidos con la huelga?

UCL: Evidentemente, los trabajadores del metro de París y de los ferrocarriles son los más comprometidos con la huelga. El sector ferroviario ha sido un bastión muy fuerte de la clase obrera en Francia desde hace décadas y está directamente afectado por la reforma, ya que tienen un régimen de pensiones concreto que defender.

El sector de la electricidad también está bastante activo por las mismas razones, cortando la energía a las estaciones de policía y a las instituciones oficiales.

Pero también hay otros sectores que se involucraron en la lucha anteriormente. El sector de la salud ha estado luchando durante los últimos seis meses, especialmente en los servicios de emergencia de los hospitales estatales. Los bomberos también tuvieron un gran paro nacional en noviembre y fueron reprimidos en París por los antidisturbios mientras se manifestaban, lo que fue un gran escándalo ya que son muy populares y no se les puede acusar de ser saqueadores y matones. Los trabajadores de la radio estatal iniciaron una huelga a finales de noviembre por cuestiones de empleo local y de gestión. Fue muy fuerte los primeros días, luego disminuyó y a partir del 5 de diciembre se ha reforzado.

También hay huelgas importantes en el transporte urbano de diferentes ciudades y en el sector de la educación.

BRRN: ¿Se han comprometido los movimientos sociales, como el de los "gilets jaunes" [el movimiento de los chalecos amarillos], a apoyar las acciones de huelga?

UCL: Hubo muchos bloques y colectivos diferentes en las manifestaciones del 5 de diciembre. Hemos visto bloques antirracistas y de migrantes (con o sin afiliación sindical), bloques feministas, bloques climáticos, un bloque en apoyo de un "levantamiento internacional" en París con camaradas de todo el mundo. Creo que podemos decir que el 5 de diciembre, todos los que están involucrados en un movimiento social estaban en las calles.

El movimiento de los Chalecos Amarillos en sí mismo no es tan fuerte como el año pasado. Desde entonces, se ha producido un año de represión, aclaración política y conflictos interpersonales. Pero los que se mantienen activos están ciertamente muy comprometidos en la lucha, bloqueando las carreteras, los depósitos de transporte urbano y la entrada de grandes fábricas, animando los bloques amarillos en las manifestaciones y acciones de ese estilo. La situación es muy diferente entre una ciudad a otra, pero en general la gente se conoce mejor, por lo que se puede producir un diálogo relativo entre las estructuras tradicionales de la clase obrera y el movimiento de los Chalecos Amarillos, aunque las críticas contra la apatía de los sindicatos sigue siendo un tema importante en los discursos de los Chalecos Amarillos.

BRRN: ¿De qué manera los militantes de la UCL han participado en la actividad huelguística?

UCL: Una parte importante de los militantes de UCL son trabajadores y activistas sindicales de los sectores más importantes de la lucha, como el ferroviario y el de la educación. Así que la primera acción que tenemos es informar a nuestros compañeros, animar la huelga y asegurar en la medida de lo posible la auto-organización de la huelga por parte de los trabajadores. Sostenemos que la única manera de ganar la lucha es con la auto-organización ya que permite la creatividad y la apropiación de la huelga por parte de los trabajadores. Y que no debemos volver al trabajo antes de que se retiren las medidas.

Algunos de nosotros también militamos en los colectivos y asambleas de los Chalecos Amarillos y tratamos de crear puentes con otros sectores de la clase obrera. También intentamos aparecer como socialistas libertarios en manifestaciones, distribuyendo folletos y pegatinas, vendiendo nuestro periódico y compartiendo y defendiendo nuestro análisis revolucionario, y participando en diferentes acciones para ampliar la huelga y hacerla más eficiente, como con bloqueos, apoyo de partidos, etc.

BRRN: Por favor, describe la situación local en tu región y lo que has presenciado.

UCL: Mi ciudad es de tamaño medio para el contexto francés - es decir, alrededor de 200.000 habitantes - y con un ambiente muy popular y de clase trabajadora. Sin embargo, en general no es una de las ciudades más famosas por sus manifestaciones y actividad política y algunos izquierdistas pueden incluso bromear sobre lo aburrida que es mi ciudad.

El jueves 5 de diciembre, sin embargo, tuvimos un número histórico de personas en la manifestación. Los sindicatos hablaron de unas 18.000 personas. En un momento dado, estaba esperando el bloque de Solidaires [un sindicato alternativo, en el que participan muchos militantes de la UCL], ya que pensaba que era el final de la manifestación. Resultó ser sólo la mitad de la misma. ¡Y no eran como una docena como de costumbre, sino varios cientos!

Antes de nada, nos levantamos muy temprano para ir con otros camaradas a apoyar una acción de los Chalecos Amarillos frente al depósito de la compañía de transporte urbano. Luego nos movimos con unas 60 personas para bloquear la entrada de la fábrica de Renault (una de las principales fábricas de la ciudad) con pallets, madera y contenedores de basura. La CGT [el sindicato dominante y más grande de Francia] local allí se unió. En el camino, nos encontramos con un grupo de trabajadores que estaban en huelga por cuestiones locales e iniciamos el contacto con el sindicato ya que dependen del mismo sector. ¡Alimentaban el fuego de su piquete con parachoques de Renault que tenían en el almacén de su empresa!

Luego tuve que dirigirme a la asamblea general del sector educativo. Antes tuvieron una pequeña reunión, así que llegaron unas 300 personas como manifestación, fue muy poderoso. Tomamos el salón de deportes ya que era el único lugar cerca del punto de partida de la manifestación que podía reunir a tanta gente. Más de 110 escuelas primarias estuvieron completamente cerradas durante el día, lo que nunca antes se había visto hasta donde yo sé. Discutimos muy seriamente la posibilidad de renovar la huelga y mucha gente que no conocíamos de antes se comprometieron en la lucha para los días siguientes a partir de ese momento. En mi ciudad, a diferencia de otras, la mayoría del sector educativo no optó por renovar la huelga al día siguiente, pero la gente sigue en el movimiento. De nuevo el martes, éramos 250 en la asamblea general y esta vez éramos más personas dispuestas a participar en una huelga ilimitada [en curso].
En el sector ferroviario, la huelga fue y sigue siendo muy fuerte y nadie se cuestionó seguir con la huelga en los días siguientes. Votaron como uno solo.

A continuación fui a una reunión local que habíamos propuesto como militantes locales de la CGT por primera vez en la zona industrial donde trabajo. Recuerdo que teníamos miedo de que nadie viniera pero al final, cuando nos fuimos, éramos tres veces más de lo que esperábamos al principio y llegamos aún más pues la gente se nos unía en el camino.

Los días siguientes, tuvimos protestas tanto el viernes como el sábado, lo que normalmente nunca sucede en mi ciudad. Eran pequeñas manifestaciones, en su mayoría activistas, con chalecos amarillos y trabajadores del sector ferroviario (y de la educación), pero aún así era una buena señal. Entonces, hubo arrestos y tuvimos otro gran día de huelga que no estaba preparado el martes. Nadie sabía que podíamos esperar, ya que habíamos preparado el 5 de diciembre durante un mes y medio y el martes no estaba previsto, así que no estábamos seguros de que se presentara mucha gente. Al final, fuimos unas 8.000 personas, lo cual es muy bueno y todavía inusual para el tamaño de mi ciudad. La próxima manifestación es mañana y la más grande está planeada para el día 17, así que deberíamos tener tiempo para prepararla. El reto ahora es llevar al sector de la educación a una verdadera huelga indefinida que podría durar hasta las vacaciones de Navidad, lo que podría ser una muy buena señal para el resto de la sociedad. Mientras tanto, los trabajadores del ferrocarril se mantienen, aunque diciembre es el peor mes para ir a la huelga con las fiestas y todo. Pero una parte importante de la población está dispuesta a luchar.

El primer ministro de Macron, Edouard Phillipe, pronunció un discurso hoy [11 de diciembre] y logró ponerse del lado equivocado del único seudo-sindicato que apoya la reforma y probablemente también llamarán a una huelga en los próximos días. No confiamos en ellos en absoluto, pero representan a la clase obrera alta favorable a los liberales y puede polarizar aún más a toda la sociedad contra la reforma y el gobierno.

BRRN: ¿Tienes algún mensaje para los militantes dentro de Estados Unidos que están viendo lo que está pasando en Francia?

UCL: Aunque no tenemos mucho tiempo para concentrarnos en el trabajo internacional en estos días, puedo adivinar fácilmente que Trump es feliz de que su rival Macron reciba un empujón. Pero seamos claros: nos iría mucho peor con él en el poder porque es aún más arrogante que Macron, ¡y eso es toda una hazaña!

En serio, Francia tiene muchos intereses económicos con los Estados Unidos. Francia exportó en 2016 a los Estados Unidos unos 32.600 millones de euros [unos 40.000 millones de dólares estadounidenses].

El mejor consejo que podría darles es que primero ganen sus propias luchas, que refuercen sus organizaciones y contrapoderes para que un día podamos derrocar este sistema capitalista y el Estado. Sé que la situación actual no es la mejor para ser optimista en los EE.UU., pero como dijo un gran antepasado nuestro un día en esa parte del globo: ¡No se lamenten! Organícense!

This page has not been translated into Français yet.

This page can be viewed in
English Italiano Deutsch
Neste 8 de Março, levantamos mais uma vez a nossa voz e os nossos punhos pela vida das mulheres!
© 2005-2020 Anarkismo.net. Unless otherwise stated by the author, all content is free for non-commercial reuse, reprint, and rebroadcast, on the net and elsewhere. Opinions are those of the contributors and are not necessarily endorsed by Anarkismo.net. [ Disclaimer | Privacy ]