user preferences

New Events

Iberia

no event posted in the last week

Upcoming Events

Iberia | Antifascismo

No upcoming events.

El emperador está desnudo. Catalunya pone de manifiesto el autoritarismo intrínseco al estado español

category iberia | antifascismo | opinión / análisis author Friday October 25, 2019 23:19author by BlackSpartak - ALB Noticias Report this post to the editors

El lunes se vio una escena curiosa. Pedro Sánchez llega a Catalunya, se niega a reunirse con el gobierno de la Generalitat y escenifica su apoyo a las fuerzas represoras visitando la comisaría de Via Laietana y después va al Hospital de Sant Pau para saludar al policía herido por los sucesos de estos días. Hete aquí que como Catalunya se halla llena de "incontrolados" el propio personal hospitalario le hace un escrache. Sánchez es abucheado y deben salir pitando hacia el garaje para que esa incómoda situación no llegue a la prensa. Entran sus guardaespaldas en el coche presidencial, y cuando arranca se puede ver a uno de ellos a través del cristal entreabierto, empuñando una metralleta. ¡Igual que si Pedro Sánchez hubiera ido a Afganistán a jalear las tropas!
619b3063f7e447c5bd8addb113710a82kzgu471018966770dgf992x558lavanguardiaweb.jpg

Esto es el resumen gráfico de lo que está ocurriendo. Una España que se las da de democrática que siempre acaba mostrando los dientes a la que se le aprieta un poquito. Y cada vez los muestra antes.

En esta revuelta catalana hay unas 600 personas heridas, 4 perderán un ojo, más de 100 procesadas y 28 de ellas en la cárcel. En estos días los mossos d'esquadra están comenzando a detener personas por su supuesta participación en hechos delictivos durante los disturbios de estos días. Por ejemplo a un chico que le acusan de lanzárle un cohete al helicóptero de la policía le están acusando de tentativa de homicidio.

Pero esto no queda en Catalunya. Las manifestaciones en solidaridad con Catalunya en otros territorios están siendo atacadas. Hubo 19 personas detenidas en Vitoria, 2 en Madrid, 2 en Valencia... En Madrid el gobierno de derechas quiere prohibir las manifestaciones de apoyo a Catalunya. En definitiva, estamos ante una deriva autoritaria a la que contribuyen todos los estamentos del estado, los medios de comunicación y la mayoría de los partidos políticos. De hecho en la redes sociales y comentarios de los diarios hay una legión de comentaristas partidarios de la mano dura que actúan como "opinión pública".

Lo cierto es que Catalunya se ha convertido en el gran problema estructural de España. En contra de lo que decía o deseaba el movimientismo barcelonés a finales del 2017, la cuestión catalana demuestra ser un conflicto latente que nunca se resolverá sin un entendimiento a gran escala entre los dirigentes del estado con los dirigentes catalanes. O se resolverá por la fuerza. "¿Para qué vamos a dialogar si tenemos tanques?" Debió de pensar Pedro Sánchez.

Hemos llegado a un punto donde gran parte de la población catalana muestra su desafección apostando por la independencia. Si hubiese un partido republicano federal quizás se canalizaría por ahí. La pega es que no hay proyecto federalista en España. Incluso la "nueva" (y no tan nueva) izquierda apuesta por la unidad de la patria y se envuelve de un centralismo que niega la pluralidad de la periferia. Así no van a seducir a los catalanes. Garantizado.

Cambiando de tercio, en el juicio al Procés se puso de manifiesto que los autodenominados líderes independentistas no querían forzar la independencia. Según sus propias declaraciones, todo era una escenificación que se les fue de las manos. Reconocieron que fueron desbordados por los acontecimientos de Octubre de 2017. El pueblo les superó, si bien lograron devolverlo al redil con las elecciones del 21D. La gente de orden que dirigía el Procés siempre quiso una independencia ordenada, sin sobresaltos, cívica, para ser aceptada por Europa. Por ello autodeterminarse con el pueblo organizando comités de base y cortando carreteras no les debió parecer una situación propicia. La gente iba en serio.

El pasado 14 de Octubre, la gente ya estaba con la mosca tras de la oreja. La condena parecía ser inevitable. La duda era cuántos años les caería a los políticos independentistas. Al ver lo desmesurado de las condenas el pueblo ha salido a la calle con rabia. Tal fue así que el Tsunami Democràtic que se montó para convocar una respuesta masiva pero pacífica (siguiendo las tradiciones del movimiento indepe) fue desbordado en su primera convocatoria del aeropuerto. El consenso pacifista se derrumbó como un castillo de naipes, al fin, y en las calles nació un nuevo sujeto activo: esa juventud nacida después del año 2000 (he visto que se llama "Generación Z" en sociología, la que viene después de los millenials). La juventud ha crecido con el Procés. Ha visto a los políticos intentarlo todo, y ha visto a los mayores hacer manifestaciones de un millón de personas con coreografías y "ni un papel en el suelo". Es decir, movilizaciones cívicas y ejemplares. Pero ineficaces para lograr la independencia. La derivación hacia la violencia fue natural. ¿Qué legitimidad tiene nadie para decir que volcar contenedores no sirve? ¿y lo tuyo sí? Por tanto ahora sí que hay una diversidad de tácticas real.

Además ha enganchado con otros jóvenes que no tendrían porqué pertenecer al mismo sustrato sociológico. En las barricadas también se hablaba castellano. Hay tres jóvenes extracomunitarios pendientes de ser expulsados del estado español. Las abogadas hablan de las penurias que tiene que pasar una persona racializada que es detenida en los altercados o a raíz de ellos. Resumiendo, que esto va más allá de lo que dice la prensa.

Por último quiero comentar el papel de segundón que ha jugado la izquierda anticapitalista y libertaria en estos sucesos. Sin capacidad de reacciones rápidas, de nuevo ha sido superada por los acontecimientos. En las barricadas y en los cortes se ha visto mucha gente de los movimientos que va por libre. Sin embargo los colectivos y organizaciones han sido ambiguos o fríos - salvo excepciones - hasta que han visto que la cosa duraba más de lo normal. No se ha participado de la huelga del 18O de la misma forma que fueron convocantes de la del 3O (de 2017). Curiosamente cuando se acercaba la fecha de la huelga se iban anunciando apoyos a la misma por parte de sindicatos locales y secciones sindicales, evidenciando una división interna que pasará factura tarde o temprano.

Los disturbios evidencian una falta de proyecto generalizada. El independentismo no quiere declarar la independencia, o puede que sí, pero no sabe cómo. ¿asamblea de cargos electos? ¿una nueva declaración de autodeterminación en el Parlament (otro dia de la marmota)? ¿desde un ayuntamiento? ¿Puigdemont desde Bruselas? Mientras que los movimientos anticapitalistas sólo se animan a confluir en la lucha contra la represión y contra el autoritarismo del estado. Lo de defender la causa principal de este conflicto, que no es otra cosa que la autodeterminación de Catalunya, genera fricciones y desencuentros entre los actores y también a nivel interno de cada cual (Catalunya no deja de ser una mezcla de poblaciones cada cual con marcos nacionales diferentes en la cabeza y en el corazón). El caso es que cuesta menos solidarizarse con el Kurdistán que con Catalunya.

No obstante, el conflicto es estructural y nos acompañará durante un tiempo ya que nadie hace nada por resolverlo. Así que o se toma una posición o se seguirá jugando un papel subsidiario. Entendamos que el conflicto lleva más de una década de recorrido con periodos álgidos que duran unas cuantas semanas cada dos o tres años seguidos de un aparente parón. Cuando vuelve a aparecer, lo hace con más fuerza que antes y ésto descoloca a los dirigentes de los partidos, que deben reacomodarse para no perder sus bases. Hasta ahora lo han podido controlar, pero llega un momento en que los mensajes de carácter anticapitalista, libertario o revolucionario son escuchados y compartidos por parte de la población movilizada. Eso se puede quedar en una simpatía simbólica (mientras vuelven a votar a los de siempre) o desde nuestro lado se pueden hacer propuestas, como algunos grupos están intentando. Lo que no es funcional es la enmienda a la totalidad sin implicarse.

Si el Procés da votos a Vox no es problema de Catalunya si no de qué tipo de ideas conforman la conciencia nacional española que actualmente tiene la hegemonía. Las propuestas confederales no cuajan más que en la periferia del estado e incluso la república aún es minoritaria frente a la monarquía como forma de gobierno (aunque mayoritaria en Euskalherria y Catalunya). Cada golpe que da en la mesa la sociedad catalana sitúa más a la derecha a la sociedad española (bien controlada por los medios de comunicación de masas), pero eso ocurre por falta de alternativas. Los movimientos sociales y la izquierda anticapitalista y libertaria tendrían mucho que decir en este sentido y liderar la propuesta territorial. La falta de esas propuestas hace que la única opción para media Catalunya sea irse de España que ya deja por imposible. Entendamos que cada protesta en una ciudad del estado debilita la postura centralista y autoritaria.

Todo esto ocurre en un contexto de crisis política permanente en los grandes países europeos como Italia, Gran Bretaña, Alemana o Francia. Parece que compitan a ver cuál se hunde antes. Y esto ocurre en un curioso contexto internacional de luchas insurgentes como las que han tenido lugar en Puerto Rico, Hong Kong, Ecuador o tienen ahora lugar en Chile o el Líbano. Dado lo rápido que se contagió el 15M del 2011 (que a su vez había tomado elementos de la primavera árabe y de la revuelta de Islandia) no es descabellado pensar que la revuelta catalana también influenciará a otros lugares de Europa. Se ve que al no cerrarse la crisis que se abrió en 2008, ahora hay una segunda fase de repunte. Se abren escenarios interesantes.

Related Link: https://www.alasbarricadas.org/noticias/node/42370

This page has not been translated into Türkçe yet.

This page can be viewed in
English Italiano Deutsch
Neste 8 de Março, levantamos mais uma vez a nossa voz e os nossos punhos pela vida das mulheres!
© 2005-2019 Anarkismo.net. Unless otherwise stated by the author, all content is free for non-commercial reuse, reprint, and rebroadcast, on the net and elsewhere. Opinions are those of the contributors and are not necessarily endorsed by Anarkismo.net. [ Disclaimer | Privacy ]