user preferences

New Events

Bolivia / Peru / Ecuador / Chile

no event posted in the last week

Caso bombas: un par de lecciones de un montaje mediático y judicial

category bolivia / peru / ecuador / chile | represión / presos | opinión / análisis author Thursday June 07, 2012 04:08author by Felipe Ramírez Report this post to the editors

Columna de opinión de Felipe Ramírez, secretario general de la Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile (FECH) y militante del Frente de Estudiantes Libertarios (FEL).
absolucioncasobombas.jpg

La imagen de los imputados por el Caso Bombas con sus familiares y amigos lanzando globos en los tribunales acabó, de una buena vez, con el tristemente famoso montaje del “Caso Bombas”. Con miles de pruebas absurdas que incluyeron un afiche de Axel Rose, una bolsa de pasas y libros, el mensaje del Estado era claro: organízate, molesta, cuestiona, y no tendremos problema en gastar cualquier recurso, por ridículo que sea, para hacerte pagar.

Es que la represión en Chile y la generación de montajes judiciales o mediáticos tienen larga data. En el último tiempo fuera del “caso bombas”, basta con recordar los famosos machetes del grupo de danza afro de la Usach, presentados como arsenal de encapuchados, o la “fábrica de bombas molotov” del año 2006 –sí, con la ahora sacrosanta presidenta Bachelet-, para comprender que es una práctica sistemática, no extraordinaria.

El caso bombas, un armado más comunicacional y mediático que jurídico, se extendió en el tiempo de la mano del poco profesionalismo demostrado por el ex fiscal Peña y la insistencia desde el Ministerio del Interior de encontrar “a los culpables” de la colocación de las bombas, sin importar mucho la forma, ni la certeza de la culpabilidad.

Sin embargo quien le dio peso a las burdas pruebas, a los discursos desesperados de las autoridades debido a su propia inoperancia, y a las inagotables ansias de criminalizar al anarquismo y a los que luchan en un contexto de auge de protestas sociales, fue la prensa. Las detenciones espectaculares transmitidas en directo por canales de televisión, las innumerables notas periodísticas con “expertos” disertando sobre una ideología que evidentemente no comprenden, las tesis de la policía (absurdas para cualquiera que tenga un dominio básico del tema) repetidas por todas partes y por sobre todo, la negación de la duda respecto a su culpabilidad fueron hechos comunes durante todo el desarrollo del caso. El recurso no es nuevo, históricamente el anarquismo ha sido chivo expiatorio de los poderosos cuando no pueden seguir ignorando los reclamos de los explotados y oprimidos, casos abundan en nuestra historia.

El punto más repudiable de la campaña de prensa fue el capítulo de Informe Especial de TVN emitido luego de la muerte de Mauricio Morales, en donde sin ningún respeto por su familia y amigos se dieron un festín con escenas morbosas y macabras, impensables en otras condiciones. Es claro que ese tipo de cosas no suceden en casos en donde están involucrados jóvenes de clase alta, niños con apellidos vinosos, de colegios caros y con padres “bien ubicados” en nuestra clasista sociedad.

En este sentido, y ya con todos absueltos, es importante que el Ministerio del Interior y la fiscalía se hagan cargo de las responsabilidades por lo sucedido. Estamos ante una lucha soterrada entre las organizaciones sociales y el Estado, que poco a poco intenta intimidar a los sectores más críticos como ejemplo para contener las cada vez más activas –aunque localizadas y aún inconexas- movilizaciones populares.

Si bien los inculpados por el Caso Bombas ya se encuentran libres de los cargos, el estudiante Pedro Quezada sigue preso en la cárcel de Valparaíso desde inicios de junio acusado de intento de homicidio a Carabineros, a pesar de las denuncias de testigos, amigos y familiares de que es un montaje. Además, en estos momentos se ha difundido la detención del dirigente José Ankalao, de la Federación Mapuche de Estudiantes en Temuco por parte de policías de civil. En esa misma línea el año pasado durante las jornadas de protesta convocadas por la CUT murió el estudiante Manuel Gutiérrez, y a pesar de las constantes exigencias de justicia por parte de su familia, los carabineros involucrados siguen impunes, como tantos casos durante esta democracia de los ricos.

Frente a la constante represión, la persecución, los montajes, las acusaciones gratuitas de la prensa, es la organización y la unidad, la calma y por sobre todo la fuerza, lo que nos permitirá salir adelante. El caso bombas lo demuestra. Ellos ya están absueltos, pero aún hay otros que siguen presos y muchos exigen justicia desde la memoria de sus seres queridos. Es indispensable difundir lo que está pasando, organizarse, participar de las convocatorias, asistir a nuestras asambleas, fortalecer el movimiento, gritar cada vez más fuerte que ellos, los presos, los caídos, no están solos. No tenemos derecho a quedarnos callados frente a esto.

Felipe Ramírez

Related Link: http://www.portalepicentro.cl/2012/06/caso-bombas-un-pa...cial/

This page has not been translated into Polski yet.

This page can be viewed in
English Italiano Deutsch
¿Què està passant a Catalunya?
© 2005-2017 Anarkismo.net. Unless otherwise stated by the author, all content is free for non-commercial reuse, reprint, and rebroadcast, on the net and elsewhere. Opinions are those of the contributors and are not necessarily endorsed by Anarkismo.net. [ Disclaimer | Privacy ]