user preferences

New Events

Bolivia / Peru / Ecuador / Chile

no event posted in the last week

Education

textProgettifici e dittatori scolastici 23:09 Jul 05 0 comments

textLa Buona Scuola 02:50 Oct 05 0 comments

textLa Buona Scuola 16:04 Sep 09 0 comments

textEducar para la bobada 07:32 Jan 08 0 comments

textAteismo diventa materia scolastica in Irlanda 17:59 Sep 27 0 comments

more >>

Radiografía del movimiento estudiantil chileno

category bolivia / peru / ecuador / chile | education | opinión / análisis author Friday May 11, 2012 05:42author by Manu García Report this post to the editors

Lo que va a continuación es la respuesta a un compañero vasco interesado por la figura de Camilo Vallejo y el papel del Partido Comunista en el movimiento estudiantil chileno del año pasado. No tiene pretensiones de exhaustividad, sino más bien de ser un primer acercamiento, para un lector del estado español, al movimiento popular más masivo de Chile desde el final de la dictadura y una presentación rápida de sus principales actores y tendencias.
educacionchile.jpg

Chile es el paraíso del neoliberalismo en América Latina, y eso se refleja en que la educación es un bien de mercado más, un grupete de amigos puede montar una universidad en un periquete teniendo un edificio, un poco de mobiliario y contratando a un puñado de profesores por cuatro duros (las agencias de calificación de las universidades son privadas y ellas mismas otro chiste) y aquí incluso las universidades que sobre el papel son públicas en realidad se financian con aporte privado, que en la práctica significa que se paga una matrícula mensual de unos 200 euros como media (en un país donde el sueldo mínimo, que es de 250 euros, tiende a coincidir con el sueldo medio). Lo que conlleva a que el estudiante tenga que pedir un crédito y endeudarse hasta las cejas. Ese es uno de los principales problemas que originaron el movimiento estudiantil del año pasado (que continua en este).

En Chile el movimiento estudiantil está muy estructurado en las universidades llamadas “tradicionales” (que suelen ser las más antiguas). La Universidad de Chile, la Universidad Católica y la Universidad de Santiago (USACH), todas ellas con su sede central en la capital del país, son las tres principales. Camila Vallejo es dirigente en la Universidad de Chile.

Esas universidades “tradicionales” tienen una larga tradición de organización estudiantil unitaria. Los órganos de representación estudiantil los renuevan todos los años los estudiantes mediante voto universal y secreto. Dichos órganos de las universidades tradicionales y de algunas otras (y ahora están en proceso de integración más, para hacer más amplia y representativa la instancia) se agrupan en un órgano llamado CONFECH.

Sus voceros han tendido a ser históricamente de esas tres universidades de Santiago ya citadas. Por ello Camila Vallejo, que en el 2011 era la presidente de la FECH (la Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile) fue una de las figuras más destacadas del movimiento. Por eso y por su buena oratoria, soltura en el debate y capacidad política, que hay que reconocerle, comparta uno o no la línea política de la organización a la que pertenece (las Juventudes Comunistas, más conocidas como “la Jota”). Luego, la prensa amarilla (que es el 90%) creó el mito, centrándose en su belleza y tratando de convertirla en una figura más de la farándula (hablando de su vida privada, inventándose historias, tratando de mezclarla con los famosillos del momento), a eso se unió (y se une, porque continúa, por ejemplo a raíz de su reciente visita a Cuba) una campaña de desprestigio de la derecha chilena, tan heredera de Pinochet como la española de Franco, pero Camila supo resistir dignamente. La prensa internacional, además de la indiscutible potencia del movimiento estudiantil (que sacó a cientos de miles de personas a la calle en las mayores manifestaciones populares desde el fin de la dictadura), la encumbró fijándose en los mismos parámetros machistas (portada del “New York Times”: “Camila Vallejo, la revolucionaria más glamourosa del mundo”).

Hay que señalar que, aunque tuvieran la mayor visibilidad pública y ejercieran su conducción, el movimiento estudiantil del pasado año no fue únicamente universitario, los estudiantes secundarios también tuvieron un alto grado de participación y se destacaron por la masividad de su presencia en las marchas, la toma de numerosos establecimientos educacionales y por un largo período y la elaboración de propuestas propias, como la elaborada por una de sus coordinaciones, la ACES: http://www.opech.cl/comunicaciones/2011/12/propuesta_ac...a.pdf

En el movimiento estudiantil chileno se pueden delinear, a grandes rasgos, cuatro grandes tendencias: la derecha gremialista (fundada por el máximo ideólogo de la dictadura y promotor de los “Chicago Boys”, Jaime Guzmán, en la Universidad Católica, sigue teniendo allí su mayor vivero pero perdió la Federación frente a la lista del siguiente grupo…), la ligada en mayor o menor medida a la Concertación (la coalición de gobierno que, integrada entre otras fuerzas por la Democracia Cristiana y el Partido Socialista, administró el modelo legado por la dictadura durante 20 años, hasta el triunfo de la derecha dura hace dos años), las Juventudes Comunistas y la izquierda de intención revolucionaria.

Hay otras fuerzas menores, como los llamados “autónomos”, herederos de un movimiento llamado “La Surda”, que se ven a sí mismos como a la izquierda de “la Jota” pero que otros grupos políticos (comenzando por la misma “Jota”) los sitúan en el ámbito de la Concertación, como renovadores de su discurso desgastado y fuerza de recambio. Simpatizan con los “gobiernos progresistas” latinoamericanos, son muy críticos con lo que llaman “la vieja izquierda” y las lógicas partidarias, hablan de crisis de representatividad política en Chile. Su discurso es más posmoderno que de clase, apelando a la ciudadanía y la multitud como sujetos de cambio, hay quien con malicia relaciona este discurso con su extracción social. Actualmente tienen una gran tribuna pública, porque este año le arrebataron, liderados por Gabriel Boric, la presidencia de la FECH a Camila Vallejo. Su mayor lastre es que son una fuerza política limitada prácticamente al terreno estudiantil, o académico, si tenemos en cuenta su presencia en el profesorado universitario. En ambos casos, de las universidades tradicionales.

La cara más visible de las Juventudes Comunistas es Camila Vallejo, pero han conseguido crear una camada de dirigentes estudiantiles con grandes capacidades, como Karol Cariola o Camilo Ballesteros (que se presenta a alcalde, apoyado por la Concertación, en una de las comunas en que se divide la Región Metropolitana de Santiago), que aseguran el relevo en el Partido pero que, de cara a las bases estudiantiles, cargan con su lastre. Y es que el PC, a pesar de tener, a diferencia de otros partidos políticos con representación parlamentaria, una base social, no es ajeno a la crisis de credibilidad de los partidos en Chile. Su estrategia es cerrar el paso a la derecha uniendo para ello fuerzas con la Concertación, tratando de arrastrarla hacia un programa antineoliberal (considera que la contradicción principal del periodo es entre neoliberalismo y democracia) y esa estrategia de momento no le está reportando muchos frutos (aunque lo cierto es que los críticos de esta estrategia,la constelación a la izquierda del PC, más que vivir malvive desgastada en peleas las más de las veces inútiles y a menudo da la impresión, para el observador externo, que su razón de ser es criticar, con razón o sin ella, al PC).

Se trata de una estrategia similar, salvando las distancias, a la de IU en el estado español, sólo que en Chile el sistema electoral favorece todavía más el bipartidismo y obliga al PC, para estar en las instituciones (y para el PC es sumamente importante la presencia institucional), a pactos muchas veces muy forzados con la Concertación. El problema es que a ojos de la opinión pública la Concertación está, y con razón, tan desprestigiada o más que la derecha (en las encuestas ninguno de esos dos conglomerados superan el 30% de aprobación, estando la Concertación especialmente mal vista). Eso sí, cuentan con un as en la manga para las presidenciales del año próximo: la ex-presidente Bachelet, cuya popularidad es muy alta, aunque todavía está por ver que acepte competir en la carrera electoral (está muy cómoda en Nueva York siendo la máxima responsable del área de Mujer de la ONU), aunque ya está recibiendo presiones en ese sentido (le vienen a decir algo así: “o tú o la derecha, o peor aún: la ingobernabilidad”).

En cuanto a la izquierda de intención revolucionaria, en el plano general lo ya reseñado: incapacidad crónica de superar la atomización y el canibalismo y de convertirse en un actor relevante, aunque el movimiento estudiantil del año pasado le ha dado cierto piso político. A nivel estudiantil, ha tendido a agruparse en una instancia llamada UNE (Unión Nacional Estudiantil), pero por la misma dispersión de sus grupos políticos de referencia es bastante inestable (por ejemplo uno de sus principales referentes, la Fuerza Universitaria Rebelde, recientemente anunció su retirada) y falta de coherencia interna, su mayor punto de unión es el rechazo a la línea reformista de los sectores ligados a la Concertación, los autónomos y las Juventudes Comunistas. Su principal fuerza está en las universidades de regiones, las más “proletarizadas”. El otro polo de agrupamiento de importancia de la izquierda de intención revolucionaria es el Frente de Estudiantes Libertarios (FEL), que a través de Felipe Ramírez ocupa actualmente la secretaría general de la FECH y está siendo muy activo en el apoyo a otras organizaciones y demandas populares, considerando que el movimiento estudiantil no puede ganar sus demandas solo y que el problema de Chile no es únicamente el lucro en la educación, sino el conjunto del modelo: http://www.anarkismo.net/article/22743

A nivel general se comparte ese análisis en el conjunto del movimiento (claro que no algunas de sus implicaciones prácticas), un buen resumen del balance que se hace desde la CONFECH del movimiento estudiantil del pasado año y de las perspectivas para el presente se puede encontrar aquí: http://www.puntofinal.cl/754/estudiantes754.php

Related Link: http://borrokagaraia.wordpress.com/2012/05/10/radiografia-del-movimiento-estudiantil-chileno/
This page can be viewed in
English Italiano Deutsch
George Floyd: one death too many in the “land of the free”
© 2005-2020 Anarkismo.net. Unless otherwise stated by the author, all content is free for non-commercial reuse, reprint, and rebroadcast, on the net and elsewhere. Opinions are those of the contributors and are not necessarily endorsed by Anarkismo.net. [ Disclaimer | Privacy ]